Bienvenido. Eres el visitante No.

LAS LEYES MAS RACISTAS DE ESTADOS UNIDOS


EL SEPTIMO LUGAR ES PARA LA SB 1070, o SENATE BILL 1070 o “ACTA DE APOYO A LA APLICACIÓN DE NUESTRAS LEYES Y A LA SEGURIDAD DE NUESTROS VECINDARIOS”.- Esta ley del Estado de Arizona, consta de 12 secciones, que básicamente otorga amplias facultades y discrecionalidad a las autoridades locales para requerir a cualquier sospechoso documentos migratorios, bastando para considerarlos sospechoso la apariencia física, el color de la piel, la ropa, el calzado; por otra parte sanciona distintas conductas como delitos graves cuando son cometidas por extranjeros ilegales y crea nuevos delitos equiparados con el contrabando, cuando son simple auxilio a extranjeros ilegales.
La ley fue firmada por la gobernadora (R) Jan Brewer que quiere reelegirse en Arizona. Los mexicoamericanos superan el 20% pero sólo vota el 6%, son por ende víctimas apropiadas para ser pisoteadas y que no protesten.
EL SEXTO LUGAR ES PARA LA PROPOSICION 187 o “INICIATIVA S.O.S”. “SALVEMOS A NUESTRO ESTADO”.- En 1994, el Estado de California votó como iniciativa popular la Proposición 187, presentada por el asambleísta republicano por Monravia CA, Dick Mountjoy, alegando que California había gastado 3 mil millones de dólares en escuelas y servicios médicos a los extranjeros, básicamente mexicanos.
La iniciativa fue aprobada con un 59% a favor contra un 41% en contra, en California los “latinos” mexicoamericanos son el 20% de la población pero solo se registran para votar el 8% por ello fueron presa fácil de los políticos Mountjoy, Diane Feinstein, Pete Wilson y otros que los convirtieron en el enemigo a modo. La proposición impugnada por MALDEF, la ACLU y otras organizaciones cívicas, hasta que finalmente fue declarada inconstitucional por una Corte Federal.
La ley consistía en 10 secciones, la primera es una declaración sobre lo mucho que sufren los norteamericanos con los inmigrantes ilegales y la necesidad de enfrentarlos; la segunda y tercera proponían castigos contra los falsificadores de documentos; la cuarta obliga a todas las autoridades a ser auxiliares de la Border Patrol (INS); la quinta, la exclusión a todos los extranjeros de cualquier servicio público o la obtención de cualquier documento; la sexta, la exclusión de cualquier atención medica; La exclusión de los niños extranjeros a acceder a las escuelas primarias o secundarias; la octava, la exclusión a los extranjeros de todas las restantes instituciones educativas; La novena, establece las bases de colaboración del Procurador General con el INS contra los extranjeros y la décima, invalida cualquier otra disposición que la contravenga.
El Presidente Clinton la impugnó a pesar de las presiones anti inmigrantes y a pesar de que los mexicanos tenían en esa época un peso insignificante como electores en California, ya que nos e registraban para votar.
EL QUINTO LUGAR ES PARA LA OPERACIÓN GUARDIAN.- En 1994, el Sector San diego del Servicio de Inmigración y Naturalización (INS), en medio de una intolerante ola antiinmigrante y racista que azotaba a California, lanzó el programa denominado “OPERACIÓN GUARDIAN” desplegando a los oficiales de la “Border Patrol” en la frontera en puntos visibles, para dar la impresión de una gran cantidad de efectivos, se lanzaron granadas de gas sobre la zona de la cerca internacional, que atravesaron la frontera hasta la zona centro de Tijuana, el operativo fue respaldado por organizaciones racistas y antimexicanas, como el plan “Iluminemos la frontera” llevado a cabo por los “Minutemen” que consistió en colocar gigantescos reflectores sobre la frontera.
El programa fue anunciado como un gran éxito y otros sectores del INS prepararon su propia “Operación Guardián”. Un efecto fue la construcción de cercos insuperables que enviaron a los migrantes a zonas de mayor peligro como desiertos y zonas inhóspitas, ocasionando muertes de familias enteras y trabajadores.
Un efecto inesperado fue que la Operación Guardián identificó a los inmigrantes ilegales como criminales, narcotraficantes y agresores de los pacíficos norteamericanos, imponiendo un estereotipo que todavía sigue vigente.
El 23 de junio de 1996, la prensa de San Diego dio a conocer que los supuestos éxitos de la Operación Guardián fueron un fraude, que se falsificaron informes y se alteraron datos, el desprestigio fue a tal extremos que el nombre se excluyó de las operaciones del INS, ya nadie se quiere acordar de este capítulo en la carrera irracional y racista de Norteamérica.
EL CUARTO LUGAR ES PARA EL INTERNAMIENTO DE JAPONESES.- El 19 de febrero de 1942, el presidente Franklin Delano Roosevelt, firmó la Orden Ejecutiva 9066, por cuya virtud se crearon centros de internamiento para ciudadanos norteamericanos de antepasados japoneses, pues fueron considerados potenciales enemigos de Estados Unidos de América una vez que el Japón atacó en Pearl Harbor.
La orden ejecutiva implicó la retención de alrededor de 110 mil personas en Campos de Reubicación, donde vivieron hasta 1945, pero hubo quienes estuvieron retenidos hasta 1946. La oficina del Censo colaboró proporcionando el domicilio de los norteamericanos de antepasados japoneses; la Suprema Corte de Justicia consideró que la orden de internamiento era constitucional en una votación de 6-3 en el caso “Korematsu vs Estados Unidos”.
A cada ciudadano norteamericano de origen japonés liberado se le dieron 25 dólares y un boleto de tren a su lugar de residencia. Finalmente y hasta el momento han sido 1.6 mil millones de dólares los pagados en reparaciones por el gobierno norteamericano.
EL TERCER LUGAR ES PARA LA SEGREGACION RACIAL.- Obtenida la libertad, los negros norteamericanos debieron enfrentar otro oprobio, la Segregación Racial, fundada en una torcida jurisprudencia norteamericana, la del caso Plessy vs. Ferguson, que estableció que “todas (las razas) tendrán iguales derechos, pero en instalaciones separadas” lo que se interpretó que siendo los derechos iguales no serían en los mismos lugares, así se construyeron escuelas para blancos y para “gente de color”,distritos electorales, universidades, hoteles, albercas, centros comerciales y todo se dividió, no había esclavitud para los negros, que ahora se llamaban “gente de color” pero había segregación, a esto los sudafricanos le llamaron “Apartheid”.
La Segregación fue enfrentada donde surgió, en los tribunales, fue a Thurgood Marshall al que le correspondió el honor y la tarea de llevar desde una pequeña corte de Topeka, Kansas, hasta la Suprema Corte de Justicia de Estados Unidos de América, el caso ahora conocido como “Brown vs Junta de Educación de Topeka” que concluyó en 1954, con la orden ejecutiva para que la niña Linda Brown, fuera inscrita en el tercer grado de la escuela “Sumner Elementary” que desde 1936 fuera exclusivamente de niños blancos.
El padre de Linda fue un modesto asistente de Pastor, Mr. Oliver L. Brown, quien decidió colaborar con la Asociación para la Superación de la Gente de Color (NAACP), solicitando la inscripción ante la mofa de los blancos de Topeka, localidad que hoy en día destaca por.., por…, por .. ¡Por ser el lugar donde nació Linda Brown!

Esta lucha heroica de los norteamericanos de "color"arrancó en 1948, cuando Ada Lois Sipuel, hija de otro pastor, solicitó el 14 de enero de 1946 su inscripción a la Universidad de Oklahoma, la cual sostenía el criterio de aceptar a estudiantes únicamente "blancos", entonces ella llevó su caso a los tribunales, después a la Suprema Corte de Justicia de la Nación que resolvió el 12 de enero de 1948: "..el estado de Okahoma debe dar educación tanto a "blancos" como a "negros" en las escuelas existentes (de "blancos") siempre y cuando cumplan con los restantes requisitos de admisión" este fallo fue determinante en el futuro de Estados Unidos, pues revirtió el caso de  Lloyd Gaynes a quien la Suprema Corte de Justicia le negó en 1938 el ingreso a la Escuela de Leyes para "blancos" de la universidad de Missouri, pero ordenó crear otra para "negros".
EL SEGUNDO LUGAR, ES PARA LA LEY DE REMOCION DE INDIOS.- Fue firmada y promovida por el Presidente Andrew Jackson en 1830, su propósito fue expulsar a los indios que vivían en los estados al este del río Mississippi y que fueron obligados a trasladarse a la rivera Oeste del mencionado río, a lo que hoy es el estado de Kansas, de esta disposición fueron exceptuados los indios "Seminolas".
Desde que se descubrió oro en 1828 en los territorios indios, los colonos blancos presionaron al gobierno para que los expulsara, a pesar de que la mayoría estaba americanizada. Desde ese momento sufrieron la invasión de despojadores apoyados por las autoridades norteamericanas, el estado de Georgia expidió leyes tendientes a aislar a los indios de cualquier forma de apoyo en su favor, para ello se promulgó la ley que prohibía a los blancos vivir en territorio de los indios sin un permiso especial, con esto se quiso evitar que las comunidades religiosas, sus ministros y misioneros auxiliaran a los indígenas por lo que recurrieron a la Suprema Corte de Justicia y si bien esta dictó una sentencia que los protegía, el presidente Andrew Jackson abiertamente la desacató, expidiendo por el contrario la "Ley de Remoción de Indios".
El gobierno de Jackson firmó una farsa de tratado con John Ridge, quién autorizó al gobierno norteamericanos para que removiera a su comunidad, la de los "Cherokes". Jackson envió al ejército norteamericano para sacarlos a punta de bayoneta y así los indios fueron despojados de sus tierras, la expulsión es recordada como “La senda de lágrimas” al final, la oprobiosa y abusiva “limpieza étnica” al este del Mississippi se consumó.
La persecusión no terminó con este despojo, los indios norteamericanos fueron perseguidos hasta mediados del siglo XIX, como ejemplo podemos citar la vida y muerte del General George Armstrong Custer, quien murió el 26 de junio de 1876 combatiendo a los indios "Cheyenes" en “Litle Bighorn” Montana. Acuñó la célebre frase “El mejor indio es el indio muerto”. (en la imagen anterior es el bigotón sombrerudo a la derecha de George Bush)
EL PRIMER LUGAR, ES PARA LA ESCLAVITUD.- No fue una ley escrita la que creo a la Esclavitud como una institución en las colonias inglesas de América, sino la inercia histórica y económica. Con el advenimiento del capitalismo, todas las formas de explotación fueron llevadas a su máxima expresión, así el esclavismo desterrado en la Europa medioeval donde los ideales cristianos lo extirparon, fue reimplantado por la ilustrada Francia, que ocupó el liderazgo entre los comerciantes de esclavos, para ello utilizó como lanzadera a la isla de Gorée, desde donde se llevaron a los esclavos a las Antillas inglesas y francesas, al Brasil, a las colinas inglesas de Norteamérica y después a Estados Unidos, también a los virreinatos españoles, de una España convertida al liberalismo y por ende al esclavismo.
El desarrollo del esclavismo fue desigual en América, pues mientras que Haití fue la gran economía esclavista de nuestro continente, en México la trata de esclavos fue poco relevante, en tanto que Estados Unidos no cesó de “importar” desde su independencia en 1776 y hasta que Francia abolió la Esclavitud en 1848.
La esclavitud se pretendió justificar alegando que los territorios adquiridos de España y de Francia requerían ser cultivados por esclavos ante la carencia de mano de obra -entonces los mexicanos no emigrábamos a Estados Unidos- también había quienes creían que Dios así lo ordenaba en las escrituras, sin embargo fueron grupos religiosos los que se opusieron a este comercio y practica, argumentando que es contraria al principio de que todos somos a imagen y semejanza de Dios y de que todos somos sus hijos, argumentos centrales del cristianismo que terminaron por imponerse en la nación norteamericana, también influyó el hecho de que en el Norte federado fuera más económico y productivo tener empleados en condiciones infrahumanas, que tener esclavos.
Cabe decir que la mayor cantidad de esclavos los “importó” Brasil y no a Estados Unidos. Otro dato curioso es que entre los esclavistas norteamericanos, también existieron negros que habiendo adquirido la libertad, llegaron a prosperar y a esclavizar a otros negros. El inventor, embajador y político norteamericano Benjamín Franklin, que tuvo tres hijos blancos, fue un acreditado esclavista pero sus esclavas procrearon a un número grande de hijos del propio Benjamín Franklin, acaso por ello al final de sus días fue un abolicionista!!!. 
Abraham Lincoln decretó la abolición de la esclavitud en 1863, en plena Guerra de Secesión, para desacreditar, ante los creyentes del Sur, a los confederados, ya que solo el 5% de los sureños tenía esclavos. La Constitución norteamericana consagra, desde 1865, la Decimo Tercer Enmienda, que prohíbe la esclavitud. 
MENCION DE HONOR PARA LA PROHIBICION PARA EXPEDIR LICENCIAS DE CONDUCIR AUTOMIVILES Y ARRENDAR CASAS O DEPARTAMENTOS A “ILEGALES”.- A pesar de que los norteamericanos saben que millones de personas laboran en Estados Unidos con salarios bajos y que pagan impuestos de todo tipo y de que gracias a ellos la economía agrícola norteamericana es altamente competitiva, así como en otros rubros, el de los trabajos peligroso, insalubres y mal pagados, existen disposiciones de corte racistas, que tiene no el propósito de expulsarlos sino de facilitar su explotación o esclavitud, como es la de negarles la licencia de conducir o de rentar una vivienda en el lugar que elijan a los inmigrantes ilegales.
Cuando una persona respetuosa de la Ley, pero que por necesidad de subsistencia familiar trabaja en Estados Unidos, carece de licencia de conducir, no es expulsado de ese país pero si es reducido a un área restringida para conseguir trabajo, pues solo se puede mover en autobuses o sistemas de transporte masivo, esto le impide conseguir trabajos mejores pues no podría ir diario a ellos y cumplir con un horario, por ello tienen que aceptar trabajos mal pagados y sin prestaciones, que son los más cercanos a los barrios y zonas residenciales deprimidas.
Algunos condados sancionan a los propietarios de casas o departamentos que renten a personas que no acrediten estar debidamente documentados como residentes legales, con lo cual fomentan que gente inescrupulosa abuse de los inmigrantes cobrando elevadas rentas o proporcionando viviendas infrahumanas, o incluso obligan a los inmigrantes a vivir en los campos agrícolas, convirtiéndolos en mano de obra baratísima.
En ambos casos no importa que los hijos de los “ilegales” sean ciudadanos de Estados Unidos, pues por lo general son mexicanos morenitos y por ello delincuentes potenciales, traficantes de drogas y todas las atrocidades inimaginables.
De todas las leyes racistas, estas están entre las peores, porque son sutiles, aparentemente menores, cosa de nada, pero son dos cadenas que obligan al inmigrante a humillarse para llevar el pan a sus hijos, algo que por su perversión solo puede ser obra de una casta política que sabe impune, pues los destinatarios de sus abusos, los "latinos" no votan. Este es el sueño dorado de cualquier político racista: Encontrar a una minoría que no tenga peso en las urnas, pues la convierte en un monigote al cual puede golpear impunemente sin que proteste ELECTORALMENTE, pero por fortuna esto parece que cambiará a partir de las elecciones del 2012, con la presencia decisoria en las urnas de los "méxico- norteamericanos".
Por Antonio Limón López

"Lacayos made in México"
There was an error in this gadget

Twitter

Archivo de publicados.