Bienvenido. Eres el visitante No.

MANDO UNIFICADO

Las secretarías de la República han dado muestras de notorias y abrumantes deficiencias, no es cosa de hoy, en cualquier época de nuestra historia podemos encontrar ineptitud, corrupción, mediocridad y apatía. Somos el principal productor de Plata del mundo y por eso la Plata casi no vale nada, nuestro petróleo, que es mexicanísimo en las entrañas de la tierra, es norteamericano en cuanto emerge, nuestros educandos padecen una formación científica deficiente y nuestro sistema general educativo es tan apresurado, que termina siendo pésimo y dando lastimeros resultados, como lo atestiguan la degradación que padecen el maestro, el libro, las ideas y el trabajo intelectual. Debemos agregar a la lista del desprestigio nacional, pero en este caso bien merecido, a los poderes legislativo y judicial cuyo descrédito es pasmoso y en ambos casos muy justificado, ni que decir de los estados soberanos de la República que siguen siendo los corderos de siempre, que presumen de federalistas y sin embargo se someten dócilmente a la orden del pastor centralista.

Pero la cruel ironía ha querido reservarnos su cáliz más amargo para aquello que más nos agravia. Sí, sí, claro que el  despeñadero educativo es perversamente dañino y también es cierto que la planificación económica de México tiene por eje a la ineptitud y por rostro a la catástrofe permanente y solo el petróleo -ese venero del diablo- a pesar de estar pésimamente administrado, hoy y ayer, nos salva de andar mendigando de puerta en puerta; Sí, todo esto es claro, pero es en la Secretaría de Seguridad Pública Federal donde hemos estado por debajo del nivel promedio de nuestra ineptitud, lo cual es una marca de alcance mundial y si usted lo duda, hagamos cuentas.

México ha gastado cantidades fabulosas de sus escasos recurso fiscales, en reforzar la “inteligencia” de esa secretaría, comprando computadoras y “gadgets” obsoletos, también compramos armamento carísimos, pero eso si, gastamos montañas de dinero en publicidad televisiva y en “cumbres” donde los gobernadores van en el triste plan de paleros y los consejeros son aplanados por el mismo presidente, quien dicta acuerdos y obliga a los pobres diablos que componen el Consejo Nacional de Seguridad, a votar las propuestas que sobre la marcha se le ocurren al presidente, como ocurrió durante la última sesión de este colegiado de arrastrados.

Sin embargo la prometida inteligencia no ha brillado, ni la artificial, ni la del Secretario Ing. Genaro García Luna que es el titular de la SSP- quien fue el que informó al presidente que los jóvenes acribillados de Ciudad Juárez eran hampones, lo que simplemente fue una mentira o una muestra de torpeza sobresaliente, pero que pronunciada por Felipe Calderón Hinojosa, lo pinta como a un presidente locuaz, al que le vendría bien mayor reflexión antes de aflojar la lengua y dictar sentencias infamantes a las víctimas no solo de la delincuencia sino también de nuestra ineptitud. ¿No le parece suficiente? Bueno, sigamos viendo.


¿Recuerda a Melquisedet Angulo Córdova? Pues este es el nombre del marino que murió en cumplimiento del deber cuando la Secretaría de Marina asaltó el enclave de Arturo Beltrán Leyva, el famoso líder criminal, pues bien, gracias a la “labor de inteligencia” de la Secretaría de Seguridad fue que los delincuentes se enteraron, del lugar de residencia de la familia de Melquisedet y ni tardos ni perezosos fueron los sicarios hasta Tabasco y asesinaron a la madre, al hermano y a una tía de nuestro desafortunado héroe. ¡Brillante labor de inteligencia! ¿No le parece suficiente? Bueno, bueno, sigamos.

El 4 de diciembre del 2009 un grupo de delincuentes asaltó una casa de arraigos en Escobedo, Nuevo León, asesinó a dos policías y consumó la fuga de 26 criminales, para lograr la fechoría simplemente estrellaron un pick up contra la reja, bajaron del vehículo y asesinaron al par de desafortunados policías, con lo cual podemos valorar el nivel de nuestra “inteligencia”. El lunes 14 de junio un grupo de agentes  de la Policía Federal que regresaban a sus casas después de servir durante semanas en Ciudad Hidalgo, fueron atacados justo al cruzar la caseta de la carretera de cuota en Zitacuaro, Michoacan, muriendo 12 policías y otros 15 están heridos, fueron al menos 30 los agresores y claro, ¡claro que conocían la ruta y todo lo necesario para atacarlos! en pocas palabras los asesinos fueron informados previamente por funcionarios traidores de la Secretaría de Seguridad Pública Federal, en otra brillante labor de los pupilos de García Luna.


No pudo toda la falaz "inteligencia" de la Secretaría de Seguridad Pública Federal, cuidar la integridad de Diego Fernandez de Cevallos, quien era un candidato más que obvio para ser secuestrado, precisamente por el poder y riqueza que nunca ocultó y además por el desenfado de su conducta pública. Ahora el presidente  presume una gran cercanía con el que fuera candidato presidencial de su partido, y ya que está bien "ahogado el niño" se deshace en elogios y reconocimientos al liderazgo histórico  del panista, por lo que la duda brota a borbotones: Si así cuidan el presidente y su hiper aturdido secretario a los prohombres de la patria  ¿Que nos espera a nosotros, simples ciudadanos de a pie? 


¿Y que decir del asesinato ocurrido el día de hoy, 28 de junio, en Tamaulipas, donde el candidato del PRI, Dr. Rodolfo Torre Cantú, fue asesinado en una carretera federal? Bueno, al menos ni el Secretario de Gobernación, ni el Presidente de la República osaron decir que fuera un miembro de la delincuencia organizada, pero ofrecieron ¡a buena hora! el apoyo del Gobierno Federal al Gobierno del Estado de Tamaulipas, pues a juzgar por las declaraciones del Secretario de Gobernación, pareciera que no es función del Gobierno Federal luchar contra la delincuencia organizada que utiliza armas de uso exclusivo del ejército, que viste uniformes del ejército o de autoridades federales, que comete sus asesinatos en carreteras federales y que pone retenes "federales" donde quiere,  ya que  así fue asesinado el candidato del PRI ¿o acaso lo asesinaron con pistolas calibre 22, o con piedras, o con machetes? Claro que no, fue un asesinato del crimen organizado, que precisamente persigue la Ley FEDERAL Contra la Delincuencia Organizada, e inocultablemente su persecución y prevención compete al Gobierno Federal. 


Menciono estos casos porque de manera clara exhiben que la Secretaría de Seguridad Pública del gobierno Federal es todo un fiasco, un verdadero peligro para México, no sólo porque los miembros de esa secretaría sean ineptos como nadie más, sino porque además están corrompidos, así que el proyecto más peligroso para México hoy por hoy, es el "Mando Único y Confiable" que propone y encabeza personalmente el Sr. Felipe Calderón Hinojosa. Por alguna mala influencia nuestro presidente quiere someter a todas las policías al mando de Genaro García Luna, quien es el favorito para dueño único de todas las corporaciones policíacas del país. Y si fuera tan bueno ¿Porque no asume de plano las investigaciones del asesinato de Rodolfo Torre Cantú?

El sistema que se planea suprimir, contra la opinión presidencial y de sus lacayos, es el mejor, porque puede ser denunciado y verificado por cualquier investigación proveniente de cualquier lugar, porque parte del principio de la competencia entre las mismas autoridades lo cual es lo ideal, pues por el contrario centralizar a las policías en un solo mando, es monopolizar el mando y la acción, es burocratizar y con ello convertir en totalmente ineficaz la lucha contra la delincuencia, imaginemos que se quiera combatir a la delincuencia de Tijuana, desde el “bunker” inepto, monopólico y corrupto de la SSP de la ciudad de México y supongamos que sean los funcionarios traidores de la SSP federal -sí los mismo que colaboraron con los asesinos de Zitácuaro- los que autoricen los operativos de los agentes ministeriales, estatales o municipales de Tijuana, bueno pues eso sería asegurar el sacrificio de los policías honestos como si fueran patos en temporada de caza.

Lo cierto es que la más fructífera lucha contra la delincuencia proviene de la autonomía de las policías, son mayores los éxitos logrados por los modestos oficiales de policía municipal que los logrados por la super-poderosa, super-inepta y ahora sabemos super-corrupta SSP del gobierno Federal. Es momento para que el presidente reflexione y opte por el mando diversificado de las policías, que promueva la competencia entre las corporaciones policiacas, que fortaleza al sistema federal en la lucha contra los delincuentes y que ponga un alto definitivo a los afanes de Genaro García Luna, nuestro napoleón de opereta.

La inteligencia que México necesita para afrontar a la delincuencia, deviene no de las computadoras sino de las personas que las manejan, se deriva de la honestidad humana y no del Silicio que carece de ética y hasta el mas retrasado egresado de Harvard, debiera saber que el ser humano es más creativo cuanto más compite contra sus iguales, por eso es que el presidente sirve al enemigo cuando propone a 32 policias bajo un mando "único y confiable", ya que eso de “mando confiable” es solo una cartita a Santa Claus, pero eso de “mando único” es vil dictadura, vil monopolio, es firmar un certificado de ineptitud, de incompetencia, es afiliarse a la anti-democracia, al centralismo, es actuar con espíritu faccioso, de pandilla y equivale a escriturar un enorme, enorme poder a un personaje tan, pero tan mediocre, tan inepto, tan vanidoso y tan idiota que espanta.


Por ANTONIO LIMON LOPEZ.
Si a usted le interesa este tema, seguramente le interesarán los siguientes artículos:


>>> EL HOMBRE FUERTE.



There was an error in this gadget

Twitter

Archivo de publicados.